Muchos batallamos con los poros abiertos o dilatados y quisiéramos lucir una piel refinada y uniforme. ¿Es posible? Desde luego que sí, pero se necesita constancia y una rutina bien definida para mejorar la apariencia y controlar su estado.

Los poros son diminutos orificios en la piel (a lo largo de la epidermis para ser precisos) en donde se aloja el vello. En estos hoyuelos está el folículo que a la vista humana es imposible de percibir. ¿Son malos? Por supuesto que no, ya que su función es la de transpirar (sí, sudar). Gracias a estos pequeñines podemos regular la producción de sebo y mantener una piel sana desde la superficie hasta la epidermis. En otras palabras, sirve para distribuir el sebo en la piel como crema hidratante para mantener la elasticidad de la piel.

Sin embargo, hay distintos factores que pueden alterar el funcionamiento de los poros que resulta perjudicial tanto a la estética como a la salud. Los poros tienden a abrirse (dilatarse) y cerrarse. El poro abierto es el más temido pues la dilatación de estos orificios cambia la textura de la piel.

La contaminación, el tipo de piel, el maquillaje, los rayos UV, el estrés y hasta la alimentación modifican el comportamiento de los poros. Incluso la edad es un factor importante que se debe considerar pues con el paso del tiempo la piel pierde elasticidad, se vuelve más gruesa y no se regenera con tanta facilidad.

Los poros dilatados no son el fin del mundo, ya que aprender a controlarlo es muy sencillo. ¿Qué necesitas? Disciplina, disciplina y más disciplina.

Necesitarás incluir en tu rituna semanal lo siguiente:

  • No olvidar desmaquillarse todas las noches sin excepción de tipo de piel.
  • Exfoliación de la piel al menos una ocasión por semana para eliminar las células muertas y la suciedad que podamos guardad en ella.
  • Proteger la piel de la exposición al sol con un FPS adecuado como el que encontrarás aqui. La exposición a los Rayos UV puede provocar la apariencia dilatada de los poros.
  • Utiliza mascarillas tonificantes que den elasticidad a la piel.
  • Después de la doble limpieza enjuágate con agua fría para tensar la piel y los poros.
  • Haz amistad con la mucina de caracol. Este componente natural rico en alantoína favorece a la regeneración celular y nutre la piel. Para saber más de este componente da clic aquí.

La selección de productos para tratar la apariencia de los poros te ayudará a mejorar la apariencia. Te dejamos nuestra recomanedación a continuación.

Comments

There are no comments yet.

Leave a comment